Rosario La Tremendita, Chico Pérez y Antonio Lizana ponen punto final el sábado al Lucero del Alba

· Ya desde el año pasado el Festival se desdobló para abrirse a un público partidario del flamenco más actual. Estas actuaciones serán a partir de las 22 horas en el Paseo de las Flores
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Share on print

Rosario La Tremendita.

Tras su jornada inaugural de hoy, con Capullo de Jerez y Antonia Contreras como principales protagonistas encarnando al flamenco puro, el Festival Lucero del Alba de Salobreña se cierra mañana con un cartel de flamenco fusión. Rosario La Tremendita, Chico Pérez y Antonio Lizana serán quienes se suban al escenario del Paseo de las Flores a las 22 horas.

Ya desde el año pasado el Festival se desdobló para abrirse a un público partidario del flamenco más actual. En este caso, encabeza el cartel la sevillana Rosario La Tremendita, considerada como una de las renovadoras e icono de los nuevos tiempos del género. Todo ello, pese a integrar una familia ligada al flamenco clásico durante varias generaciones. Por ejemplo, sus sonidos irán acompañados por instrumentos como el bajo eléctrico, según explica Rosario La Tremendita.

Junto a La Tremendita actuará también el pianista, intérprete y compositor jienense Chico Pérez, joven revelación del jazz flamenco. Será la primera vez que actúe en Salobreña, más allá de haber estado aquí muchas veces para disfrutar de las playas. En este caso se presentará en formato de trío, acompañado por violonchelo y voz.

El encargado de abrir la velada será el gaditano Antonio Lizana, saxofonista de jazz, cantante de flamenco y compositor de toda su música. También en su caso se presentará con una formación a trío, acompañado por un guitarrista y un percusionista. En sus composiciones, el artista compagina el jazz improvisado con el saxo con los palos flamencos que más le gustan.

Para concluir la noche, está previsto que los tres artistas que integran el cartel compartan el escenario, en lo que seguramente será un final apoteósico para una gran velada en la que habrá mucho flamenco, pero uniendo fuerzas con otros géneros musicales.