La alcaldesa pide que se mantenga la guardia alta tras la subida de los contagios en Salobreña

· María Eugenia Rufino ha pedido la celebración de una Junta local de seguridad para abordar los pasos a seguir tras el estado de alarma y de cara al verano
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Share on print

María Eugenia Rufino, alcaldesa de Salobreña.

Los datos de contagios en Salobreña vienen subiendo de forma sostenida y ya comienzan a ser preocupantes. La tasa de incidencia en los últimos 14 días se sitúa en 303,7 por 100.000 habitantes, y viene creciendo día a día desde la pasada semana, hasta el punto de que el pasado martes 27 de abril era de apenas 63,9.

Ante esta situación, la alcaldesa de Salobreña, María Eugenia Rufino, ha pedido a la población “no bajar la guardia”. El buen ritmo de vacunación está generando buenas expectativas, pero aún es escaso el porcentaje de población que se ha inmunizado y el virus sigue allí, con “el mismo riesgo de contagio que había hace tres meses”.

Si bien hasta que la tasa no supere los 500 no se toman medidas, la alcaldesa señala que a partir de 200 hay que empezar a preocuparse. La clave para que ello no ocurra es seguir manteniendo “mucha precaución”.

La tasa que tiene Salobreña a día de hoy corresponde a 38 casos en los últimos 14 días, que según la regidora se concentran fundamentalmente en tres familias, pero al contagiarse todos las cifras se disparan.

Rufino no se cansa de insistir en que hay que mantener la guardia alta ante la Covid-19, y más ahora que llega a su fin el estado de alarma y se relajan las restricciones. Afirma que es imposible para las autoridades controlar reuniones familiares multitudinarias, por lo que los cuidados deben partir desde la responsabilidad de la propia ciudadanía, tal y como ha venido ocurriendo hasta ahora. “Hay que hacer un pequeño esfuerzo un tiempecito más”, dice María Eugenia Rufino, hasta que haya un mayor porcentaje de la población que esté vacunado. Y advierte que sería “un mazazo” el que a pocos días de finalizar el estado de alarma se tuviera que cerrar perimetralmente a Salobreña por sobrepasar la tasa de 500.

El Ayuntamiento de la Villa ha solicitado a la Subdelegación del Gobierno en Granada la celebración de una Junta Local de Seguridad, con la finalidad de abordar los pasos a seguir tras el fin del estado de alarma de cara al verano. Lo que se pretende es un refuerzo en la cantidad de efectivos de seguridad, ya que los agentes locales se verán desbordados para atender las necesidades del crecimiento de la población, amén de que se trata de una plantilla que está extenuada y que no ha tenido vacaciones. Otro punto que quiere tratar la alcaldesa son las posibles formas de control, ya que no habrá instrumentos normativos “para que la situación no se vaya de las manos”.

También se espera que la recién conformada agrupación de Protección Civil juegue un papel importante en ese control, y ese es otro asunto a tratar en esa Junta Local de Seguridad que se quiere convocar, si es posible la semana que viene, y que incluso podría ser telemática. Asimismo, el próximo martes hay una visita prevista del coronel de la Guardia Civil.

Mientras tanto, se sigue vacunando a muchos salobreñeros en el centro de salud de la Villa, y también en Motril, donde se convoca también a vecinos de toda la comarca cuando disponen de dosis una vez vacunado al sector de edad correspondiente en esa ciudad. En estos días se ha comenzado a llamar a la población de 58 y 59 años de edad.

Uso de cookies

La web radiosalobrena.com utiliza cookies para que tengas una mejor experiencia como usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para su aceptación y estás de acuerdo con nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies