Se ponen en marcha las obras de remodelación del Colegio Mayor Zaragoza

Con más de 300.000 euros de presupuesto, sustituirán las cubiertas con amianto y renovarán la pista deportiva y patio de juegos, además de mejorar el saneamiento.

1002 colegio mayor zaragoza
Colegio Mayor Zaragoza.

Una vez finalizado el curso escolar, el pasado 24 de junio se pusieron en marcha las obras de remodelación del Colegio de Infantil y Primaria Mayor Zaragoza de Salobreña que consisten en la sustitución de la cubierta y en la renovación de la pista deportiva y patio de juegos. La actuación incluye también la reparación de la red de saneamiento, lo que permitirá evitar las inundaciones que ha sufrido el centro en varias ocasiones.

Las obras son financiadas por la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía, a través de la Agencia Pública Andaluza de Educación, dentro de un plan que afecta a varios centros de la provincia cuya finalidad es, entre otras mejoras, eliminar las cubiertas y otros elementos con fibrocemento, que contienen amianto. Las del Colegio Mayor Zaragoza fueron adjudicadas a la empresa Construcciones Pedro Pretel S.L. con un presupuesto de 312.593 euros y un plazo de ejecución de dos meses.

Los trabajos consistirán en la sustitución de una cubierta de chapa de fibrocemento de unos 1.400 metros cuadrados de superficie, mientras que también se reparará la instalación de saneamiento en la urbanización y se renovará de la pista polideportiva y el patio de juegos. También se sustituirán las rejas y lamas deterioradas y se resolverán los problemas de accesibilidad en la planta primera.

Son unas obras que el centro venía demandando desde hacía muchos y años y que “hacían mucha falta”, según explica José Manuel Armada, el director del Colegio Mayor Zaragoza, quien espera que estén finalizadas de cara al inicio de las clases.

Armada asegura que el aspecto del patio del centro cambiará radicalmente, con una pista polideportiva que incluirá dos pistas de futbito y una de baloncesto, con una pavimentación totalmente distinta al alquitranado que tenía hasta ahora. “El cambio va a ser espectacular”, asegura el titular del centro, y añade que “van a mejorar muchísimo las clases de Educación Física, que van a tener unos espacios adecuados”.  Otra de las cuestiones que destaca José Manuel Armada es la renovación total del saneamiento, con lo que espera que con ello se resuelvan, al menos parte, los problemas de inundaciones que sufre el recinto. En cuanto al tejado del edificio, resalta la eliminación del fibrocemento, que contiene un material que puede conllevar algún riesgo para la salud, aunque solo si se encuentra deteriorado. No obstante, por precaución se está procediendo a su retirada de los centros andaluces y en su lugar se colocará una tela asfáltica y se cubrirá con pequeñas piedrecillas. Armada señala que el riesgo puede existir cuando se manipula, pero en este caso no hay nada de qué preocuparse.