Se inician las obras de un gran parque lineal paralelo al Vial de Salobreña

Esta nueva zona verde tendrá 30 metros de ancho y una longitud de 1150 metros hasta llegar al río Guadalfeo por detrás de las urbanizaciones de la playa, delimitando así la zona urbana de la Vega.

La alcaldesa ha visitado la zona de las obras.

Esta semana ha dado comienzo en Salobreña una de las obras más importantes para el futuro desarrollo urbanístico del municipio. Se trata de la denominada Zona Verde Norte del Plan Parcial Playa, una franja paralela a la Avenida de Andalucía – el denominado Vial Central- de 30 metros de ancho que comienza en la Avenida del Mediterráneo, junto al parque La Fuente, en la zona conocida comúnmente como ‘tierras amarillas’ y que tendrá una longitud de 1150 metros hasta llegar al río Guadalfeo por detrás de las urbanizaciones de la playa, delimitando así la zona urbana de la Vega.

Importante también por la inversión de casi un millón de euros para unas obras muy esperadas y que supondrán  la urbanización,  mejora del entorno y puesta en valor de una zona de esparcimiento ya que será fundamentalmente peatonal contando con un carril bici.

Pero una de las principales novedades que aportará esta nueva zona verde es el futuro recinto ferial de Salobreña, con una superficie de más de 5.500 metros cuadrados que estará situado en un ensanche sobre  la mitad del trazado.

Según la planificación urbanística del municipio, esta zona verde será colindante al vial que se proyecta a futuro como continuación de la nueva avenida que da acceso al TH1 desde la avenida del Mediterráneo y que formaría parte del Turístico Especial.

La alcaldesa de la Villa, Mº Eugenia Rufino, ha visitado la zona donde ya se han iniciado los primeros  trabajos de limpieza y desbrozo de los terrenos  por parte de la empresa adjudicataria, cuyo proyecto, con un  plazo de ejecución de ocho meses,  será financiado gracias al convenio firmado en su día con los promotores del Plan Parcial Playa.

Rufino ha mostrado su satisfacción por el inicio de este proyecto que viene a resolver una situación urbanística que arrancaba hace más 20 años y que, aunque quedó desbloqueada al principio del presente mandato,  las obras no han podido comenzar hasta ahora debido a su compleja tramitación administrativa. “Se trata de una obligación histórica con el municipio y la puesta en valor de un nuevo espacio  versátil para el ocio y disfrute de todos los vecinos”

En el nuevo vial verde confluyen un acerado, pavimento blando de albero, carril bici, arbolado y  distintos elementos de vegetación, además de todas las infraestructuras necesarias para este tipo de espacios: papeleras, bancos de hormigón, alumbrado, fuentes, etc.