Se celebra una conferencia en el marco de las celebraciones del cincuentenario del Festival Lucero del Alba

Será en el Auditorio tras la presentación de un libro sobre el Festival y correrá a cargo de Antonio Rabaneda. Las Las actividades se cierran mañana viernes con la actuación de Jesús Méndez.

Antonio Rabaneda en una imagen de archivo.

Dentro de los festejos por el 50 aniversario del Festival Flamenco Lucero del Alba, esta tarde se presenta el libro conmemorativo y también tendrá lugar una conferencia titulada ‘Fundamentos sonoros del cante’. El encargado de impartirla iba a ser el gran cantaor Antonio Fernández ‘Fosforito’, aunque unos problemas de salud han impedido que esta tarde pueda estar en Salobreña. Será entonces Antonio Rabaneda Moya, en un principio presentador del acto, quien finalmente imparta la conferencia.

Maestro de profesión y gran aficionado al flamenco, Rabaneda destaca la gran trayectoria de este festival, por el que han pasado los más grandes exponentes del género. Tanto la Peña Flamenca La Trilla como su antecesora El Sarmiento, han sido fundamentales en el desarrollo y el devenir del Lucero del Alba, según afirma Rabaneda, quien hace algunos años fue presidente de la primera. Respecto a aquella primitiva peña, recuerda que se fundó en 1976 y solo duró un año, aunque sirvió para despertar “el gusanillo” de quienes diez años más tarde crearon La Trilla. El papel de esta última ha sido muy destacado para que el Festival alcanzara su bien ganado prestigio.

Rabaneda recuerda que en 1993 se iniciaron unas colaboraciones con otras peñas que se mantienen hasta el día de hoy, y que han permitido numerosos intercambios para “aprender y conocer de otros artistas”. Así, integrantes de otras peñas han pasado por La Trilla, mientras que los cantaores de esta última también han visitado otras de toda la geografía andaluza para mostrar su arte. Gracias a este tipo de encuentros, han pasado por la peña salobreñera grandes cantaores como Chano Lobato, y otros de la comarca como ‘El Niño del Cerval’ o ‘El Ruso’.

Los eventos conmemorativos del 50 aniversario del Lucero del Alba finalizan mañana a partir de las 8 con un acto en el que se les entregarán placas a muchas de las personas e instituciones que lo han hecho posible, aunque no podía faltar un recital flamenco de prestigio. Por ello estará actuando en el cantaor Jesús Méndez, a quien acompañará a la guitarra Antonio Higuero.

Integrante de una destacada saga de cantaores de Jerez de la Frontera, cuyo buque insignia fue La Paquera de Jerez, Jesús Méndez inició su carrera a los diecisiete años y debutó en 2002. Desde entonces ha actuado con importantes figuras del flamenco, entre las que se encuentra el guitarrista Gerardo Núñez, su principal valedor, con quien ha recorrido el mundo entero, desde Europa hasta América y desde Asia hasta África.

Para su concierto de mañana en Salobreña ha preparado un repertorio de cante clásico en el que interpreta diferentes palos del flamenco. Méndez es sobrino de La Paquera, cuestión que en su opinión ha influido notablemente en su cante, ya que ha sido una figura en la que siempre se ha fijado desde pequeño y que ha tenido como ejemplo dentro y fuera del escenario.

Más allá de su admiración por esta artista, afirma que es un “aficionado inquieto” al que le gustan muchas otras figuras del cante, tanto antiguas como actuales. De todos ellos dice sacar algo para ir configurando su propia personalidad y forjar su carrera.

El cantaor destaca por otra parte el “valor incalculable” que tiene el flamenco, que en su opinión debe ser “la música nacional de España”, y así lo comprueba cada vez que actúa en el extranjero.