Podemos Salobreña apuesta por un Ayuntamiento participativo y descentralizado

En la presentación de su candidatura, María Jesús Castaño apuntó diez medidas básicas a desarrollar dentro de un modelo de economía sostenible y solidaria y con la vista puesta en la generación de empleo.

Miembros de la candidatura durante la presentación.

Podemos ha elegido la Casa de la Cultura de la Villa para presentar su candidatura al Ayuntamiento, que según su cabeza de lista, María Jesús Castaño Vinuesa, tiene como principal objetivo hacer de Salobreña “un pueblo próspero y digno”, partiendo para ello de tres principios básicos: participación de la ciudadanía, transparencia y descentralización.

El acto ha sido presentado por Natalia Janeiro, integrante de la candidatura y miembro del Círculo de Podemos Salobreña desde sus inicios, quien calificó a María Jesús Castaño, docente con una larga trayectoria, como una persona formada, trabajadora y capaz. Aunque primero dio la palabra a Salvador Soler, miembro del círculo de Podemos Granada.

El dirigente provincial se mostró convencido de que la de Podemos Salobreña es una “candidatura ganadora”, formada por gente a la que “le corre el pueblo por las venas, que no se toman la política como una profesión, pero tampoco quieren que otros hagan política por ellos”. Una candidatura, dijo, de gente comprometida con el pueblo, que no acepta un gobierno de espaldas a los ciudadanos. Eso es lo que Podemos quiere cambiar, aseguró Salvador Soler.

Abogó por unos presupuestos participativos, porque el Ayuntamiento no sea propiedad de nadie, “como sucede actualmente que quienes hacen de la política su vida, su trabajo y están agarrados al sillón. Tiene que haber rotaciones y que todo el mundo sepa lo que ocurre”. Y pidió a los presenten que les presten el voto “y si no cumplimos nos lo quitáis”, concluyó para expresar a continuación su orgullo por estar al lado de María Jesús Castaño.

“Nos ha costado mucho llegar hasta aquí y queremos seguir”, señaló la candidata, quien inició su intervención asegurando que la situación del municipio es “altamente mejorable”, fruto de la incapacidad de los sucesivos gobiernos locales, “que nos han llevado a un estancamiento del que va a resultar difícil salir”.

Pintó un paisaje pesimista, preguntándose dónde está la gente y la vida que tenía el pueblo antaño. Ahora la actividad económica es escasa en un pueblo que no crece, que envejece y donde se estanca la natalidad porque los jóvenes no encuentran un modo de vida.

Castaño achacó esta situación a una gestión sin rumbo, basada en la improvisación, sin modelo de gestión o de convivencia; una situación que hay que revertir porque “necesitamos un pueblo próspero y digno”, subrayó.

Defendió su candidatura con el argumento de que hay que dar paso a nuevas personas, exentas de intereses partidistas y personales y planteó un modelo de pueblo con diez obligaciones básicas, sustentadas sobre tres principios. La participación de la ciudadanía es el primero y el segundo, le descentralización para que se cuente con los anejos. En este punto Podemos propone la creación de un Consejo Ciudadano en cada anejo donde estén representados las asociaciones de vecinos, de comerciantes y la alcaldía. Y en tercer lugar, el principio de transparencia. Criticó la página del ayuntamiento y la desinformación o la tardanza en responder a los grupos de la oposición.

Podemos propugna un modelo de pueblo con una economía sostenible, solidaria y participativa, cuyo objetivo sea el bien común y lejos de corruptelas. Y una gestíón que venga marcada por el principio del utilitarismo, que pasa, dijo Castaño, por beneficiar al mayor número de personas, pero sin desatender a las minorías. Y señaló como su principal preocupación el paro y, por tanto, la necesidad de políticas que creen empleo.

La candidata concluyó enumerando las diez medidas cuya puesta en marcha considera imprescindibles, y que pasan por una alcaldía al servicio de la gente, tener el pueblo limpio, proteger y conservar los espacios verdes, optimizar el alumbrado público en todo el municipio, mejorar la red de alcantarillado y acabar con las inundaciones, plan de fomento del turismo y del comercio local sostenible, apoyar iniciativas que generen empleo, demandar un espigón para la protección de la playa y realizar los plenos municipales de forma rotativa en Salobreña, Lobres y La Caleta.

Tras María Jesús Castaño figuran Domingo Robles, de Lobres, Rosario Martín Venegas, Plácido Bustos, Juana Galera, Juan Miguel Domingo Cuevas, Sonia Cobos Sánchez, Bernardo Jaudenes Casas, Teresa Gutiérrez López y Natalia Cristina Janeiro Pita, que figura en el puesto 10 de los 17 más dos suplentes que conforman la lista de Podemos Salobreña.