El restaurante La Bahía de Salobreña se convierte en local cardioprotegido

El establecimiento situado frente al Peñón ha incorporado un desfibrilador que pone a disposición de todo aquel que lo necesite en caso de producirse alguna emergencia en el entorno de la playa.

Restaurante La Bahía.

El restaurante La Bahía, uno de los más emblemáticos de la playa de Salobreña, se ha convertido en un restaurante cardioprotegido gracias a la reciente incorporación de un desfibrilador. Podría ser el primer establecimiento exclusivamente gastronómico de la provincia que dispone de este servicio, fundamental para atender una eventual parada cardíaca.

Así lo afirma el propietario del restaurante salobreñero, Pedro Ruiz, pues así se lo comunicaron las empresas con las que contactó para adquirir este equipamiento sanitario. Su intención va más allá de que su establecimiento tenga la denominación de cardioprotegido, sino que pretende ser un punto de referencia en ese sentido para toda la playa de Salobreña, en caso de ser necesario. Ruiz explica que el aparato que se ha incorporado es de última tecnología, pues cuenta con un GPS que se activa en el momento en que se enciende, y de forma automática se pone en contacto con los servicios de urgencias para que acudan al lugar. Señala que el equipo es inteligente y detecta si realmente lo que sufre la persona es un infarto, hasta el punto de que no permite desfibrilar si no es así.