El Ayuntamiento contrata a un técnico de Inclusión Social para atender la elevada demanda de información y ayudas

Un 80 por ciento de las llamadas responde a asuntos del área social. Para hoy se espera la llegada de la Legión a Salobreña.

Ayuntamiento de Salobreña.

Debido al elevado número de llamadas que recibe el Ayuntamiento de Salobreña ante la crisis del coronavirus, mayoritariamente para consultas en materia de servicios sociales, se ha procedido a la incorporación de un técnico de Inclusión Social para atender mejor la demanda. Son muchas las llamadas que reciben los teléfonos de atención ciudadana del Consistorio, aunque el 80 por ciento de ellas están vinculadas al área social.

Por ese motivo, la alcaldesa María Eugenia Rufino ha firmado hoy mismo el nombramiento por la vía de urgencia, en un proceso de selección que estaba en marcha con unos fondos de Diputación, para la contratación de este técnico de Inclusión Social. Si bien estos procedimientos están paralizados, al haberse declarado los servicios sociales como “esencialísimos”, según la alcaldesa, se ha tenido que reforzar ese sector, ya que según ha dicho “no damos abasto con el personal que tenemos”.

Las consultas son tanto para demandar información como para solicitar ayudas de algún tipo.

Vale recordar que los teléfonos de atención del Ayuntamiento son el 958 610011 y el 673 075795. En materia sanitaria, si tenemos sospechas de padecer coronavirus, los números habituales son 955 545060 y 900 400061; y para seguimiento de pacientes crónicos, renovación de tratamientos o solicitud de recetas sin tener que acudir presencialmente al centro de salud, los teléfonos son, en Salobreña, el 600 140550 y 600 140561; en Lobres el 600 141750 y 600 141751; y en La Caleta 600 141737 y 600 141738.

El Consistorio se encuentra tramitando asimismo la compra de víveres para garantizar el abastecimiento a las familias que los necesitan, pese a que la pasada semana ya se había recibido un importante cargamento del Banco de Alimentos. Pero todo ello “se ha repartido mucho más rápido de lo habitual”, señala Rufino, por lo que es necesaria una reposición.

Por otra parte, durante la tarde de hoy se espera la llegada a Salobreña de la Legión, con el objetivo de realizar una inspección de campo y conocer la situación en que se encuentra el municipio.

Del mismo modo, ayer pasó por la Villa la Unidad Militar de Emergencias, que realizó labores de desinfección en algunas zonas del centro de salud.

En lo referente a material sanitario, el Ayuntamiento recibió ayer algunos elementos que había solicitado, tales como EPI’s, batas y mascarillas, pensadas principalmente para el servicio de ayuda a domicilio. Asimismo, ayer se terminó de cerrar la compra de 120 tests rápidos de coronavirus para la Policía Local, tal y como había informado previamente la alcaldesa, cuya llegada está prevista para la semana próxima. Estos están dirigidos a controlar semanalmente a los agentes que no tengan síntomas de contagio, pues de lo contrario se les realiza una prueba diferente a través de los servicios sanitarios, al tratarse de personal de seguridad.

Finalmente, ayer fue la primera jornada en que se mantuvieron cerrados los accesos a Salobreña a excepción del principal, que se desarrolló sin incidentes según la regidora. Sí se han recibido llamadas de consulta ante algunos malentendidos, de gente que creyó que el pueblo quedaba blindado y no se podía entrar ni salir. Aunque con control policial, el acceso se mantiene abierto para todas aquellas actividades imprescindibles.