El Ayuntamiento ahorrará un 30% en electricidad con un plan de renovación del alumbrado

La actuación prevé el cambio de las luminarias actuales al sistema de led, aunque en algunos casos se colocarán nuevas farolas al completo. La obra total debe estar finalizada antes de noviembre.

Momento de la firma del contrato.

Tras la firma del contrato entre el Ayuntamiento y la empresa adjudicataria Fercasa, en los próximos días se pondrá en marcha el ambicioso proyecto de renovación del alumbrado público para la mejora de la eficiencia energética en Salobreña, Lobres y La Caleta. Se trata de una inversión superior al millón de euros que permitirá ahorrar a las arcas municipales en torno a un 30 por ciento en la factura de electricidad.

El último paso en la adjudicación del proyecto ha sido la firma del contrato por parte de la alcaldesa, María Eugenia Rufino, y los responsables de la empresa, que en los próximos días llevará a cabo el acta de replanteo. Un acto administrativo que se demoró más de la cuenta, ya que una de las firmas participantes en el concurso presentó un recurso judicial que retrasó el procedimiento. Previamente a la licitación del contrato se tuvo que realizar también una auditoría de eficiencia energética de todo el municipio.

El proyecto se acometerá gracias a una subvención tramitada en el año 2017 convocada por el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDEA) y el Comité Español de Iluminación, destinada a mejorar la eficiencia energética de los municipios. Estas instituciones financian el 60 por ciento del coste total, mientras que el 40 por ciento restante corre por cuenta del Ayuntamiento.

Además de mejorar toda la red de iluminación y las luminarias, la infraestructura que se instalará incorpora un sistema de telegestión destinado a mejorar la eficiencia energética en el municipio, que logrará “un ahorro cercano al 30 por ciento en la facturación eléctrica”, según explica la alcaldesa, quien asegura que la inversión estaría “más que amortizada en cuatro o cinco años”. Este sistema de telegestión permitirá controlar y equilibrar la contaminación lumínica en el municipio, ya que limitará el resplandor luminoso. “Se aplican los criterios básicos de la economía circular y mejora el confort del usuario, pues hay zonas con exceso de iluminación, por lo que el sistema de telegestión bajará la intensidad de las luminarias en zonas donde no es necesario exceso de luz, y la mejorará en aquellos sectores donde es escaso”, señala Rufino. La actuación prevé el cambio de las luminarias actuales al sistema de led, aunque en algunos casos se colocarán nuevas farolas al completo. La obra total debe estar finalizada antes de noviembre del presente año, por lo que se espera su inicio en los próximos días y que estén terminadas en el plazo estipulado.