Diputación la luz verde a las obras de asfaltado de calles en Salobreña

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Share on print


La Diputación de Granada ha dado luz verde al proyecto de asfaltado de una veintena de calles de Salobreña correspondientes a los planes provinciales de 2008, que por diferentes cuestiones han sufrido retrasos desde aquel año. La actuación se dividirá en dos fases y su presupuesto alcanza los 250.000 euros.

El portavoz del Partido Popular de Salobreña, Rubén Rodríguez, ha anunciado que la Diputación ha “desbloqueado” estas obras que afectarán a viales de la zona baja de Salobreña, a pesar de estar aprobadas por el pleno provincial desde el 7 de enero de este año. Previamente, las obras habían sufrido retrasos debido a unas modificaciones solicitadas por el Consistorio.

Rodríguez ha atribuido estas demoras a cuestiones políticas, al señalar que cuando en la Diputación gobernaba el PSOE en Salobreña lo hacía el PP, “y no podían ejecutarse esas obras antes de la elecciones municipales”. Y ha recordado que el PSOE y el actual alcalde de Salobreña “siempre alegaban que el retaso se debía a las modificaciones al proyecto original, pero éstas fueron aprobadas por el pleno municipal el 20 de abril de 2010 y el pleno de la Diputación no las aprobó hasta el pasado enero del 2011”. Por tanto, afirma no entender el retraso “si no es por motivos electoralistas”.

Las obras están divididas en dos fases. La primera tiene un presupuesto de 132.756 euros más IVA y afecta a la calle Fábrica Nueva y adyacentes, y a otras como Manuel de Falla, Extramuros, carretera antigua de la Playa, Álvarez Quintero, Canillera, Jardines, Labradores o avenida de Motril, con una superficie de casi 14.000 metros cuadrados. La segunda fase, con un montante de 114.067 euros más IVA, contempla la mejora de la pavimentación de la avenida del Mediterráneo y otras adyacentes, así como Juan Ramón Jiménez, Ángel Ganivet, Mayor Zaragoza y Pontanilla, con una superficie de actuación de 16.300 metros cuadrados.

Para el portavoz popular, “viéndose las cuantías y la entidad de las calles, ya que se trata de arterias principales, el deterioro y el perjuicio producido a la imagen y servicio de Salobreña a sus vecinos y visitantes durante estos años ha sido intencionado y mayúsculo por parte del PSOE, en su afán de controlar todo para conseguir sus estrategias electorales”. Ha asegurado que estas obras fueron “utilizadas de forma partidista por el PSOE, como arma de chantaje y presión”, y ha añadido que “en breves días veremos al actual alcalde Gonzalo Fernández Pulido haciéndose la foto y vanagloriándose de su gestión, siendo él y su partido unos de los principales culpables del retaso”.