Antonio Pérez Mira presenta su dimisión como secretario general del PSOE de Salobreña

El dirigente político ha renunciado también a su puesto en la Ejecutiva provincial como responsable de Turismo. Alega razones personales y falta de tiempo.

Antonio Pérez Mira. // Archivo

Antonio Pérez Mira ha presentado su dimisión como secretario general del PSOE de Salobreña, alegando razones personales y de tiempo para ejercer el cargo. El dirigente político ha renunciado también a su puesto en la Ejecutiva provincial como responsable de Turismo.

Ante esta situación, se espera que en los próximos días se conforme una Comisión Gestora que dirija a la formación salobreñera, hasta la convocatoria de una asamblea que elija a la nueva Ejecutiva.

La decisión de Pérez Mira, que fue reelegido como secretario local el 24 de noviembre de 2017, ha provocado sorpresa en algunos miembros de la Ejecutiva Local, que desconocía que se iba a producir, y también por el momento en que llega, a pocas semanas de la campaña electoral para unas elecciones generales. Ha sido imposible contactar con el dimitido secretario general, mientras que desde la Ejecutiva Local no se han querido pronunciar sobre la situación, más allá de expresar su sorpresa por no haberse enterado a través del propio protagonista.

Si bien nadie quiere hablar de crisis, hay quienes vinculan la decisión al proceso de primarias previo a las elecciones municipales de mayo. Desde la Ejecutiva provincial hablan de “absoluta normalidad” y agradecen a Pérez Mira por el trabajo realizado durante estos años tanto al frente del partido en Salobreña, así como en su cargo orgánico provincial.

Alex Casares es el secretario de Organización del PSOE de Granada, señala que según establece el Reglamento del partido, tras esta dimisión procede disolver la Ejecutiva Local por parte del presidente provincial del PSOE, y constituir una Comisión Gestora propuesta por la Ejecutiva provincial, que requiere del visto bueno de la dirección federal del partido. Casares estima que en el plazo de una semana se nombrarán a las cinco personas que integrarán esta Gestora, que dirigirá la agrupación local hasta que se lleve a cabo una asamblea para elegir a una nueva Ejecutiva Local. El Reglamento establece un plazo de 90 días para llevar a cabo las tareas que deriven en la convocatoria de “una posible asamblea”.

El secretario de Organización del PSOE granadino que cree que “ningún momento es bueno” para una dimisión, pero se muestra convencido de que los integrantes de la Gestora “tomarán las riendas de la agrupación en estas semanas de campaña electoral con la mayor diligencia posible”, mientras que “el resto de compañeros de la agrupación local van a estar al pie del cañón para que la campaña se desarrolle con absoluta normalidad”.