Se pone en marcha una limpieza intensa del acerado de Salobreña

La actuación se llevará a cabo en la zona comercial y permitirá retirar los chicles y otros elementos pegajosos que se encuentran en las aceras para que éstas recuperen la imagen original.

Limpieza de la acera de Avenida Antonio Machado.

Para que sus aceras recuperen su buen aspecto, especialmente en estas fechas navideñas, el Ayuntamiento de Salobreña ha encargado la limpieza del suelo en sus principales calles comerciales a través de un sistema que ya se utiliza en muchos otros municipios y que obtiene muy buenos resultados, hasta el punto de que el pavimento queda impecable y prácticamente recupera su estado original.

Con un presupuesto de 9.000 euros, la presente actuación abarca la limpieza de unos 1.500 metros cuadrados de aceras desde el entorno del Ayuntamiento hasta la Casa de la Cultura, buscando que en estas fechas navideñas la zona comercial luzca de la mejor manera. De hecho, el concejal de Medio Ambiente del Ayuntamiento de la Villa, Gabriel Alonso, explica que el objetivo de esta actuación es que el municipio “luzca su mejor imagen dada la cercanía de las próximas fiestas navideñas y el gran aumento de vecinos y visitantes que transitan por la zona comercial del centro”.

La labor de limpieza, que se ha iniciado en la avenida Antonio Machado, se realizará durante las próximas semanas por parte de una empresa especializada, y tiene como novedad que no solo acomete el lavado, sino también la recuperación del suelo. Mediante la aplicación de agua hirviendo a presión en combinación con distintos productos químicos se eliminan en una primera fase todos los restos de suciedad, sobre todo chicles y manchas difíciles. A continuación, ya en una segunda fase, se procede a proteger el acerado con una capa de otro producto que repelerá la suciedad y le dará brillo.

El ritmo de trabajo depende del tipo de suelo y de la suciedad que acumule, por lo que en una jornada laboral se pueden limpiar entre 70 y 300 metros cuadrados de pavimento.

De momento se actuará en esta zona comercial de Salobreña, aunque desde el Área de Medio Ambiente se espera poder hacerlo dentro de algunos meses en otras zonas del pueblo. Pero más allá de que se acometa la limpieza de estos pavimentos, lo importante es que la sociedad se conciencie sobre la limpieza del pueblo, especialmente a la hora de arrojar chicles a la vía pública.

Cada vez que se arrojan chicles o sustancias pegajosas al suelo se mantienen por años y dejan huella en forma de manchas negras, y solo es posible quitarlos mediante actuaciones de este tipo que suponen un importante gasto para las arcas municipales.