Izquierda Unida ve “intolerable” el cierre de los parques La Fuente y los de Lobres y La Caleta

Exigen al Ayuntamiento que proceda por su cuenta a su apertura más allá de las cuestiones legales que los mantienen así, y advierte que “si no lo hacen ellos lo haremos los padres”.

Zona infantil vallada en el Parque La Fuente.

IU de Salobreña ha criticado la situación en la que se encuentran los columpios y parques infantiles de Salobreña, Lobres y La Caleta, calificando de “intolerable” e “impresentable” que estén cerrados en primavera. La formación le exige al Ayuntamiento que proceda por su cuenta a su apertura más allá de las cuestiones legales que los mantienen así, y advierte que “si no lo hacen ellos lo haremos los padres”.

A través de su coordinador local, Ángel Coello, IU recuerda que “ya tuvimos que aguantar la negligencia en la ejecución de la obra del parque La Fuente, por la cual permaneció cerrado y sin columpios infantiles un año”. Aún hoy, y “sin explicación alguna, permanece cerrado un espacio público como es el bar y las actividades para mayores que éste organizaba”, señala la formación, por lo que pide también su reapertura. IU considera inadmisibles los argumentos y justificaciones que tanto Diputación como el Ayuntamiento manejan para cerrar de forma radical todos los espacios de juegos infantiles del pueblo.

Coello afirma que sorprendentemente la reforma del parque La Fuente no contempló las consecuencias de otra obra prevista con antelación que pondría en riesgo su seguridad, como la rotonda que enlazará con los futuros viales del TH1 y que en su continuidad futura significará la desaparición o modificación de los columpios infantiles.

Desde IU afirman que otras obras que afectan a los adultos, como la estación de autobuses, pueden esperar, pero “con los niños no se juega”. Recuerda que durante años reclamaron la adaptación de los juegos infantiles a las normas de seguridad exigidas, y tras “años y años incumpliendo con una instalación ‘ilegal’ y peligrosa, resulta que cuando por fin se deciden a normalizarlo y tras ponerlo en marcha, llevamos meses con los únicos espacios infantiles cerrados”.

Finalmente, la formación de izquierdas advierte que actualmente las vallas perimetrales que impiden el acceso suponen un grave riesgo para los niños y no tan niños que saltan y usan (a veces de forma no razonable) los columpios, con riesgo de sufrir accidentes graves debido a las propias vallas.